Blog - ¿CÓMO DESALAR ANCHOAS? | Contacto Cocina

¿CÓMO DESALAR ANCHOAS?
By Contacto Cocina miércoles, 2 de diciembre de 2020 22:08:28 (Europe/Madrid) Comentarios

Las anchoas son un producto natural, que aporta un sabor muy potente a nuestras recetas y platos. Es un ingrediente, que podemos utilizar en muchas recetas para otorgarle esa personalidad, cuando se trata de un plato con sabores muy planos. Ensaladas, pizzas, pastas, aperitivos… Son muchas las propuestas y opciones que surgen a la hora de utilizar este producto. 

Sin embargo, las anchoas son ese tipo de productos que o los amas o los odias. No existen medias tintas. Además, para dietas especiales como las bajas en sodio no son recomendadas, por su alto contenido en sal. Si en tu caso, te declaras amante de las anchos pero tienes problemas de hipertensión, tenemos la solución. 

De la mano de Anchoas Deluxe, traemos recomendaciones y trucos para saber cómo desalar anchoas y poder comerlas más a menudo. 

Consejos para desalar anchoas

A continuación de proponemos varias opciones para desalar anchoas en casa. 

La primera y más sencilla. Necesitaremos agua fría y vinagre de vino. Cuando saquemos las anchoas del bote o lata, debemos sacudirlas de una en una para desprender la primera capa de sal. Después las colocamos bajo el grifo de agua fría para poder retirar la mayor cantidad de sal posible. Tras esto, las colocamos en un recipiente con vinagre durante 15 minutos. Otra forma sencilla de desalar anchoas es con aceite de oliva. Se trata de realizar el mismo proceso, cambiando el vinagre por aceite. 

Si lo prefieres, lava muy bien las anchoas bajo el chorro de agua fría y reduce el tiempo de reposo en el vinagre de 15 a 5 minutos. De esta forma el sabor será más suave, aunque el grado de desalado es menor de esta forma, que en la anterior. 

Por otra parte, para eliminar la sal en mayor medida, lo mejor es lavarlas con agua fría y dejarlas en aceite durante 30 minutos. Aunque es un proceso más lento, será el más optimo de todos a la hora de eliminar toda la sal de las anchoas.

También, puedes optar por un proceso mixto, en el que combinar el aceite y el vinagre. Para ello, primero debes enjuagarlas en agua muy fría e introducirlas en un recipiente con un chorro de vinagre y aceite durante 5 o 10 minutos.

Por último, si además de desalar tus anchoas quieres realzar su particular sabor, puedes sumergirlas en agua templada durante 10 minutos, después cambia el agua y sácalas de una en una para quitarles las espinas centrales. Déjalas secar sobre papel de cocina hasta que este absorba todo el exceso de agua. Por último cúbrelas dentro de un recipiente con aceite (de oliva o girasol, según prefieras). Ten en cuenta que el aceite de oliva oscurecerá un poco las anchoas, pero no repercutirá en su sabor. 

Esperamos que estos consejos os sean de utilidad y podáis disfrutar siempre que queráis de este maravilloso ingrediente.

Gracias por seguirnos

Añadir comentario

Es necesario estar registrado para poder comentar

click here para iniciar sesión